Dormidos en la Luz

Buenas noches…zzZZZzzzZZzz…no puedo dormir, eh estado leyendo el libro “El fuego de Su Santidad” y pasa por mi mente lo mismo que hace dos semanas y… pensándolo bien, podría decir que a lo largo del año. ¿Qué esta pasando con la Iglesia? y no me refiero a la congregación donde asisto…hablo en general. De manera personal me he dado cuenta que mucho tiene que ver conmigo en la manera que percibo las cosas [y la manera en que vivo], pero puedo ver que esto es contagioso. Nuestros corazones han venido a ser unos cómodos y seguros almacenes de las cosas de Dios. Lo peor es que esas cosas las retenemos con poco esfuerzo y caducan. Esto no debiera ser así. Y menos cuando volteas y nuestro mundo esta sumergido en la oscuridad de la ignorancia (ajenos a Dios)  y congelado bajo las aguas del humanismo y la religion, la violencia y la inmoralidad. Y por si fuera poco las denominaciones salimos al rescate con estrategias que imitan al mundo pero nunca a Dios y lo único que provocan son falsas conversiones y un cristianismo ligero, lleno de confusión y malas interpretaciones. Dormidos en la luz. La verdad es esa:

“Los pecadores estan dormidos en la oscuridad…Mientras la Iglesia  esta dormida en la Luz…”

Me alegra ver ministerios alrededor del mundo que despiertan al verdadero evangelio; el evangelio que no cuenta las almas como una medalla de exito, que hace congresos como mercado y centros de entretenimiento, que  involucra artistas para convertirlos en ídolos, que  planea los “mejores sermones” para cada “estilo” de vida segun sus “necesidades”. Estos hacen todo lo que pueden con sus manos. Y me diras: “…pues si, la iglesia no es perfecta…pero al menos esta creciendo…” aprendamos esto:

“¡El crecimiento de la iglesia  nunca ha sido una amenaza para Satanas!”

Porque mientras crece el trigo, crece la cizaña, es una verdad espiritual. No es la cantidad de aquellos que acuden a la iglesia sino la pureza y pasión con la que aquellos viven amando a JESÚS. Nos preocupamos de porque la gente deja de venir a nuestras reuniones cuando nos debería preocupar que tal vez no vienen por los que si van. El juicio de Dios debe empezar por la casa de Dios.

“Mientras la Iglesia esta rescatando a la gente de las aguas heladas, el propio barco se va hundiendo.”

Hemos perdido nuestro tiempo engañados por las riquezas y los afanes, disfrutando de las comodidades de este siglo y hemos dejado a un lado lo que realmente le interesa a Jesús: el amor y  la justicia. Ambos encienden la misericordia y el cariño por los pobres, la libertad de  los afligidos y las buenas noticias para los pecadores. Que Dios nos santifique.

“Absteneos de toda especie de mal. Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y TODO vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo” 1 Ts. 5:22,23.

Dios empieza por mi, que este sea mi clamor.

Anuncios

3 Comentarios Agrega el tuyo

  1. manuel-otxo dice:

    que padre paaa esta eso esta a el 100 heee pero que onas eso fue hace rato naaaa pon otra cosa pa

  2. MENO dice:

    ve esto paa te va agradar

  3. dani dice:

    exacto. ia comprendi

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s