Relativismo?…que no te engañen!

el

relativismo

“El hombre es la medida de todas las cosas.”

-Protagoras

“Es Razonable amar lo Absoluto absolutamente por la misma razon que es razonable amar lo Relativo relativamente.”

-Peter Kreeft

Ya es más común que encontremos una generación que razona las cosas desde un punto de vista particular en base a sus experiencias, dando a entender que el hecho de que algo sea bueno o malo se base en las circunstancias. En el Cristianismo no existen los relativos, o eres frio o eres caliente.

Cada vez que compartimos el evangelio, frecuentemente nos topamos con personas que tienen un pensamiento relativo y existen dos tipos principalmente:

1.- Los Ateos, los cuales dicen que para nosotros puede existir Dios pero que para ellos no. Este tipo de personas tienen un relativismo epistemológico el cual surge de una actitud escéptica.

2.-Los Inmorales, estos dicen creer en Dios, pero un dios a su manera. Este tipo de personas tienen un estilo de vida libertino donde ciertas prácticas, para ellos, son buenas o no tienen nada de malo. Este relativismo moral surge de una actitud cínica.

El grupo de los primeros se les denomina “epistemológico” pues es un pensamiento filosófico, la teoria del conocimiento que busca bases y fundamentos para cada pensamiento, sin embargo, así como no creen en Dios tampoco pueden probar que no exista.

Para ellos, creer en no creer en Dios es su religión, es su fe, pero es una fe debil pues hasta la fecha no hay indicios o evidencias cientificas que prueben la no existencia de Dios, al contrario, entre más avanza la ciencia y más descubrimientos anuncia, la creación claramente nos da a entender que detras de todo este universo hay un Creador, un Diseñador Inteligente, una Fuerza Sobrenatural y aunque la ciencia siempre buscará adjetivos diferentes para evitar la palabra Dios, nosotros sabemos que lo es.

¿Cómo hablar a ellos, los ateos? Pues bien, primero: no discutas. Se amable con ellos, simpatiza y ponte en su lugar, recuerda que un día tu también fuiste ciego y son capas y capas de oscuridad que romper pero no con argumentos de ciencia y lógica sino con amor, dejando que el corazón sea quebrantado por la tierna voz del Espíritu. Si solo tendrás la oportunidad de hablar una sola vez con ellos, pon de manifiesto que si lo que nosotros creemos es verdad (que claro que para nosotros lo es) entonces como ateos estamos en serios problemas. Mas que conducir a debates de la razón llevate la platica a la zona de la conciencia, donde todos somos culpables, todos somos humanos y nos hemos equivocado, hemos pecado; conducelo por la ley moral de Dios (los diez mandamientos) que lo expondrá a la justicia y verdad  de que todos nosotros necesitamos un Salvador pues somos culpables.

En el segundo grupo, los inmorales, son aquellas personas que te pueden decir que “matar es bueno segun las circunstancias”, que “fumar mariguana es bueno para la salud”, que “robar es bueno siempre y cuando sea a los ricos”, y etc., etc. Cada vez que me dicen una de estas sentencias siempre les pido que me den un ejemplo de cual sea el caso y en ocasiones no hallan y cuando lo hallas es resultado de pensamientos egocentricos. Lo peor del absurdo es que cuando aplicas el caso en contra de ellos ahora si les parece malo (por ej.: Si les roban a ellos, si les matan a ellos, si le mienten a ellos, etc., etc.) Como dije anteriormente, por lo general este tipo de relativismo moral es de una actitud cínica, o sea, de lo que les conviene solamente.

¿Cómo hablar con ellos? Primero: Paciencia. Si, la verdad la vas a necesitar. Su conciencia ha sido tan silenciada en sus corazones que nada les mueve a remordimientos, mostraran indeferencia y apatia que solo revelará un corazón frio y ávido de pasiones y placeres. Entonces es ahí cuando les muestras la realidad de la eternidad; cada uno de nosotros sabe que morirá y para nuestra desventaja, no sabemos cuándo. Preguntales si les preocupa su vida, su cuerpo, algunos diran que no pero preguntales que si les puedes picar los ojos y te lo impediran dejando ver que en realidad si les importa, por lo tanto explica que el infierno será un lugar de tormento, de sufrimiento y que Dios no quiere que vayan ahí, sin embargo nuestro pecado nos hace culpables y merecedores del tal. Deja claro que mentir, robar y ser infiel es malo, es pecado y como tal, pecado es lo que no admite Dios en el cielo. Solo hay uno que puede quitar el pecado de encima de nosotros y ese es Jesús. Toma tiempo y explica lo que paso en la cruz, cómo fue que Cristo cargo con nuestras culpas y tomó nuestro lugar de sufrimiento para poder disfrutar una libertad bajo su Gracia.

Muy bien, no dejes que el diablo te intimide, sus tácticas de mentira son nulas contra la Verdad de Jesucristo. Sin temor y verguenza sal a las calles y arrebata a cada alma que puedas del infierno, no dejes que la gracia sea en vano contigo y lucha, esfuerzate y Dios dará la victoria.

“La senda de los creyentes no es fácil. Ser cristiano no libra de todos los problemas. Pablo sembró humildemente y “con muchas lágrimas”, pero nunca huyó, nunca se rindió. El mensaje de salvación era demasiado importante de manera que no perdió oportunidad alguna para anunciarlo. Y además, predicó el mensaje de diferentes formas y a diferentes audiencias. Sin embargo, el mensaje permaneció inalterable: arrepiéntase de su pecado y vuélvanse a Dios por la fe.”-William Tyndale.

“Pues si anuncio el evangelio, no tengo por qué gloriarme; porque me es impuesta necesidad; y !!ay de mí si no anunciare el evangelio!”-1 Corintios 9:16

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s